El desarrollo de nuevos esquemas de formación física en el futbol femenino

Foto: Archivo

El futbol femenil mantiene una labor constante para ser reconocido en el deporte mundial. Rompe con estereotipos obsoletos como el ser ‘juego del hombre’ y abre más conciencias en pro de la inclusión.

A la par, desarrolla nuevos estilos de balompié, mejora de estilos de vida, y esquemas de entrenamientos, dentro de este último, en Inglaterra idearon un entreno adaptado al ciclo menstrual de las futbolistas.  

La iniciativa planificada por la entrenadora Emma Hayer comenzó en 2016, tras perder una final de Copa, cuando ya dirigía al Chelsea de Inglaterra. Hayer notó que la mayoría de sus pupilas estaban menstruando, lo que llamó su atención para investigar sobre efectos del periodo en el rendimiento deportivo.

Para medir los efectos y desarrollar un programa de entrenamiento individualizado, la directora técnica junto a su asistente, Eva Woods, pidieron a las atletas descargar FitrWoman, una aplicación desarrollada por Georgie Bruinvels, quien también colaboró en el proyecto.

Con el acceso a los datos diarios del ciclo menstrual de cada una, ajustaron los entrenamientos de acuerdo a la etapa del periodo en que se encontraran. Notaron que durante la menstruación disminuye el tiempo de reacción y aumenta la posibilidad de una lesión muscular, por lo que recomendaron a las deportistas hacer yoga, trabajo de reacción con poca carga física y comer pescado, un alimento antiinflamatorio.

Entre la ovulación y la pre menstruación, aumenta la inflamación y comienzan los cambios de humor, por lo que aconsejan a los entrenadores cuidar su comportamiento para evitar conflictos; además, debido a los antojos de comida menos sanas, seguir una dieta con más carbohidratos como pasta y legumbres.

Finalmente, en la pre menstruación, los cambios de humor siguen, baja la capacidad de reacción y el tiempo de recuperación por lo que los ejercicios de reacción sirven para mantener a la futbolista al mismo ritmo.

Que la industria tome en cuenta la menstruación de las futbolistas y sus trabas en el rendimiento, es un gran paso para el fútbol femenil mundial. Tan solo en julio, jugadoras de la selección inglesa, pidieron a Nike cambiar el color blanco de sus uniformes, pues era incómodo jugar con él mientras menstruaban.

Es importante que poco a poco el resto del mundo adopte un modelo como el del Chelsea. Aunque en países como México, la implementación de un programa así si la Liga local lidia todavía con la pobre situación de sus futbolistas, está muy lejos de suceder.

Deja un comentario

Nosotros

El Semanario Gráfico inició circulación en noviembre de 2020, tras 11 meses de desarrollo. Nuestros primeros pasos en el periodismo lo dimos como Sala de Prensa, proyecto universitario que mantuvo vigencia por más de 7 años.

Reciente

Siguenos

Suscríbete a nuestro portal

Toda la información al momento