Sin justicia, sin protección, casos de maltrato animal en el país

Foto: Anel Esgua
Wendy Herrera

Wendy Herrera

El maltrato animal es una muestra más de impunidad en México, los reportes no proceden y los responsables no son castigados. Animales domésticos, perros y gatos, principalmente, no tienen protección del Estado, son víctimas de abandono, abuso sexual, tortura y asesinato.

En 2019, México ocupó el tercer lugar en maltrato animal a nivel mundial, 7 de cada 10 perros y gatos fueron víctimas de violencia, de acuerdo al Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). En Puebla fueron registradas más de 600 denuncias por agresiones contra mascotas.

Actualmente la entidad poblana tiene el segundo puesto nacional, al mes se reportan más de 10 casos de agresiones contra ellos; con el confinamiento los actos violentos aumentaron 73%, según la diputada Nora Escamilla. Aunque el tiempo es vital para la seguridad de los animales, la visita de los encargados de Bienestar Animal tarda más de 8 días en efectuarse.

Movimientos animalistas, los verdaderos interesados

El septiembre pasado más de 10 perros fueron envenenados con salchichas en Teziutlán. De acuerdo a testimonios, Bienestar Animal acudió al lugar de los hechos “a pasearse”, ya que a pesar de las 2 denuncias no se ha encontrado responsable. Las asociaciones del movimiento animalista marcharon para exigir justicia a las autoridades.

En otro caso, un sujeto apuñaló a un perro pitbull, causándole la muerte con más de 40 lesiones en el cuerpo. La evidencia se encuentra registrada en video, y pese a la difusión del caso no se ha llevado al responsable ante la ley.

El movimiento animalista recolectó firmas a través de Change.org para que no quede impune. Más de 7 mil personas se sumaron a la iniciativa, para exigir judicializar el caso, y buscar la sanción correspondiente.

El pasado 20 de octubre, el Congreso del estado aprobó con 36 votos a favor, reformas al Código Penal que aumentan la sanción por maltrato, robo, asesinato o crueldad animal. La iniciativa presentada por Nora Merino Escamilla modificará los artículos 470 y 474.

Estipula que los actos serán castigados con penas de 4 a 8 años de prisión, la pena aumentará si fueron ocasionadas con medios violentos, explosivos o armas. Además, las multas pueden llegar hasta los 25 mil pesos. Las nuevas leyes serán en vano sin el seguimiento de las instituciones correspondientes. 

La falta de acciones

María intentó levantar la denuncia, tenía un audio de los perros quejándose de dolor por los golpes de su dueño, y aun así no procedió. El Instituto de Bienestar Animal inicia el reporte vía telefónica, presencial o por redes sociales en horario de 9 a 18 horas. Indican que para realizar la denuncia se deben presentar identificaciones oficiales, ubicación, y evidencia del maltrato.

 “El vecino golpea a sus perros, su llanto se escucha en toda la calle; salí a grabar el audio desde fuera de su casa, intenté denunciar con todos los requerimientos, pero como era un audio cortaron el proceso, me dijeron que necesitaban imagen de los perros, que así no se podía hacer nada”.

El equipo visita el domicilio del acusado sólo con denuncia de por medio; en cinco días el dueño de la mascota deberá corregir su comportamiento y garantizar una vida digna al afectado. De lo contrario, en la segunda visita domiciliaria pedirán que entregue voluntariamente a la mascota.

“Aun sabiendo que los perros están en peligro, aunque se les envió la prueba del maltrato, dijeron que era insuficiente y que necesitaba conseguir imágenes desde arriba de la casa, mientras los perros siguen sufriendo”, sentencia María. 

Deja un comentario

Suscríbete a nuestro portal

Toda la información al momento