Oficios | Las manos que estampan al doctor Simi

Foto: Oscar Rodríguez

En las tres ciudades mexicanas que la cantante española Rosalía visitó, como parte de su gira mundial, salió con los brazos repletos de peluches del “Doctor Simi”, la imagen de una famosa cadena de farmacias. El muñeco aparece en cientos de videos en redes sociales, creando tendencia y extendiendo una nueva tradición de fans en espectáculos masivos.

La figura de la mascota es fabricada por CINIA, una empresa, ubicada en San Andrés Cholula, Puebla, que ofrece trabajo a personas con discapacidad. En México, de acuerdo con el Censo de Población y Vivienda 2020 del Inegi, solo 4 de cada 10 personas con discapacidad cuentan con una oportunidad laboral.

El proyecto social de CINIA inició en 2005; actualmente emplea a cerca de 440 trabajadores, que del total el 90 por ciento tiene una discapacidad o son adultos de la tercera edad.

El Doctor Simi en tendencia nacional

El primer Trending Topic que alcanzó un peluche de Doctor Simi en redes sociales fue en 2021. En el escenario de un festival en la Ciudad de México, la cantante noruega Aurora recibió de sus fans uno de los muñecos.

Y tiempo después, ese mismo año, el mismo gesto lo recibieron las bandas My Chemical Romance, The Strokes, Coldplay, The Killers, Gorillaz y Los Tigres del Norte, en sus presentaciones en la República Mexicana.

La fábrica de los juguetes vio esta popularidad reflejada en el aumento de las ventas en línea y en tiendas físicas, que hasta el momento la demanda y producción mensuales en promedio es de 25 a 30 mil peluches.

“Desde enero de este año hemos tenido la oportunidad de vender los muñecos especiales en tiendas online como Mercado Libre y Amazon, y desde que empezamos a venderlos se han popularizado bastante, a raíz de los conciertos la cantidad de muñecos que nos están solicitando es mucho mayor.”, comentó Samantha Henríquez, gerente de marketing y comunicación de CINIA, en entrevista para El Semanario Gráfico.

Ser y seguir siendo productivos

En CINIA el ruido de las máquinas es permanente, las pláticas entre empleados son ocasionales, y es que la producción está a tope para cumplir con las compras de clientes.

María Gabriela es encargada de coser la bata blanca del Doctor Simi. Tiene 40 años como costurera y es notorio es su manera de confección. A sus 65 años de edad, ella se dice alegre de tener un espacio para trabajar, es una profesión que sirve de manutención para su familia.

Parte por parte, el Doctor Simi cobra vida. En un área cortan las telas, en otra cosen las cabezas, los brazos, las piernas, el cuerpo, la bata, rellenan al muñeco, le dan los toques finales y pasa a ser empaquetado, todo a mano; un Simi lleva consigo el trabajo de por lo menos una decena de personas.

El taller está repleto de trabajadores de distintas edades, no solo personas con alguna discapacidad, también de edad mayor. Dos sectores que la mayoría de veces se ven marginados y no son considerados como productivos o capaces en un mundo laboral que busca la rapidez, María Gabriela aprecia que les tengan mucha paciencia y los cuiden mucho.

“¡Ay, me encanta (trabajar)! Me gusta ser productiva, todavía soy productiva.”, dijo.

Anterior
Siguiente

Deja un comentario

Nosotros

El Semanario Gráfico inició circulación en noviembre de 2020, tras 11 meses de desarrollo. Nuestros primeros pasos en el periodismo lo dimos como Sala de Prensa, proyecto universitario que mantuvo vigencia por más de 7 años.

Reciente

Siguenos

Suscríbete a nuestro portal

Toda la información al momento